viernes, 4 de febrero de 2011

daños por acaros

Los ácaros constituyen el grupo más importante dentro de las especies plaga de las plantas cultivadas, después de los insectos. Dentro de los ácaros plaga podemos encontrar especies muy polífagas (en cultivos herbáceos y frutales) y especies monófagas.

CICLO DE VIDA DE LOS ÁCAROS PLAGA.
Los ácaros constituyen la subclase ACARI, dentro de la clase de los Arácnidos (ARACNIDA). La segmentación del cuerpo es inconspicua o ausente. Su tamaño, en el caso de las especies plaga de las plantas cultivadas, es muy pequeño. La forma del cuerpo suele ser oval redondeada, aunque entre las especies fitófagas las hay típicamente vermiformes.

El número de patas en los estados de adulto y ninfa es generalmente de cuatro pares y tres en la larva, si bien en los Eriófidos se caracterizan por poseer solo dos pares, tanto en estados inmaduros como en estado adulto.

Respiran por tráqueas que se abren al exterior por medio de estigmas, pero existen grupos caracterizados por respirar a través del tegumento, por ósmosis, o bien por anaerobosis.

Dentro del suborden ACTINEDIDA, las familias con las especies de mayor importancia económica son:
  Tetraníquidos (TETRANYQUIDAE) o “arañas rojas y pardas”.
  Tarsonémidos (TARSONEMIDAE) o “arañas blancas”.
  Tenuipálpidos (TENUIPALPIDAE) o “falsas arañas rojas”.
  Eriófidos (ERIOPHYIDAE).

En el suborden ACARIDIA se incluye la familia ACARIDAE que incluyen las especies plaga de la harina y otros productos vegetales almacenados. Dentro de los grupos de ácaros se pueden encontrar especies depredadoras de otros ácaros plaga (Fitoseidos, PHYTOSEIIDAE), y ectoparásitos de insectos plaga (Trombídios, TROMBIDIIDAE).

DAÑOS CAUSADOS POR LOS ÁCAROS PLAGA.
Los tipos de daños se clasifican en función del aparato bucal de los ácaros plaga que viven en la parte aérea, así se encuentran tres grupos de daños:

Mecánicos. Son debidos a la alimentación de larvas, ninfas y adultos. Son provocados por los ácaros de aparato bucal tipo I, Teraníquidos fundamentalmente. Los daños consisten fundamentalmente en lesiones en la epidermis de las hojas (inicialmente por el envés) y frutos. Las zonas afectadas se decoloran y posteriormente se necrosan, pudiendo originarse la defoliación y posterior muerte de la planta.

Malformaciones y crecimientos anormales causados por Eriófidos, ácaros de aparato bucal tipo II (5 estiletes, dos de ellos se inyectan) y alguna especie de araña blanca. Pueden darse diversos tipos de daños:
Deformación de hojas debido a la actividad de la alimentación y siempre ocurre a nivel meristemático.

Herumbre o “russeting”. Se trata de un envejecimiento acelerado debido a la alimentación del ácaro en las hojas.
Enrollado de hojas. En la zona enrollada se protegen y alimentan los ácaros.
Hinchazón de yemas. Las yemas aumentan de tamaño y dentro de las brácteas vive y se alimenta el ácaro y por lo tanto la yema no se desarrolla. Esto se debe a la saliva segregada por el ácaro, se emblandece e hincha la yema.
Ampollas foliares. Se produce un espacio hueco en el interior de la hoja, en el parénquima queda un hueco hinchado donde vive la colonia y se alimenta. La ampolla tiene un poro de salida.
Agallas. Forman una bolsa, un orificio en el envés de la hoja con círculos más engrosados de la epidermis. En este orificio se sitúa la colonia de eriófidos con facilidad de alimentarse de las células engrosadas como consecuencia de los tricomas y además de existir un crecimiento del interior.
Erinosis o falsas agallas. Son unas agallas no cerradas. En la hoja se forma una curvatura en la zona del envés y en donde se sitúa la colonia de eriófidos como protección y alimentación.
Abortos florales. Se producen por alimentación sobre ellas a nivel de la yema floral y la flor aborta, se cae y no fructifica. Este daño no causa la caída total de las flores sino que aparecen frutos totalmente deformados (limonero).

Deformación de frutos.
Transmisión de virus fitópatógenos. Es poco importante en ácaros destacando en el grupo de los eriófidos que son los que inyectan saliva y luego chupan el contenido. En ajo y en higuera hay virus transmitidos por dos especies de eriófidos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada